Nación de Terry Pratchett

by xriesco on 14/10/2010

No me atraía demasiado, en un principio, la idea de esta novela. Pero era una obra de Pratchett, así que me la compré en un viaje a Gales y finalmente me la leí en su edición inglesa. Evidentemente, la lectura cambió tanto mi percepción de la novela como de las críticas que había recibido.
Aunque pueda parecer un libro atípico (o muy atípico) a estas alturas en la trayectoria de Pratchett (una novela supuestamente juvenil no ambientada en el famoso Mundodisco) en realidad hay pocos libros que resuman tan claramente la carrera de un escritor como este. Ingenioso, ácido, emotivo y cruel, Nación es uno de esos libros que no deja indiferente simplemente porque todo lo que abarca resuena en la mente del lector.
La premisa inicial es una catástrofe. O más bien, dos catástrofes que asolan a dos culturas radicalmente diferentes pero llamadas a encontrarse por las buenas o por las malas. Por un lado, la de un muchacho, nativo de lo que parece una cultura de tipo polinesio, que tras superar su rito de iniciación en la edad adulta tiene que sobrevivir al apocalipsis que destruye a todo su pueblo. Por otro lado, una joven inglesa se convertirá en la encarnación directa (aunque ella no lo sepa) de todo lo que representa su país (tan literal como metafóricamente, no digo más para no estropear nada) tras otra catástrofe de naturaleza diferente pero igualmente desestabilizadora. Y a partir de ahí Pratchett hilvana una historia llena de adversidades, enhebra certeramente las dos historias en una sola y nos deleita con una novela sobre… pues sobre la estructura del mundo, ni más ni menos. Sobre las percepciones, las diferencias culturales y los graciosos equívocos que pueden ocurrir debido a los diferentes sistemas semióticos de las personas de orígenes distintos, sobre el papel de la religión y la fuerza de las ideas, sobre el peso de la tradición (encarnado en la voz de los antepasados reclamando sus tributos) y sobre la construcción de una base mejor, puede que no tan consoladora, pero sí menos arbitraria, para comprender el mundo: la ciencia. Sí, en última instancia es una novela sobre la ciencia, como se ve en ese epílogo donde aparecen nombre rutilantes del firmamento científico moderno (algunos de ellos amigos del autor), aunque también toque de pasada conceptos tales como la psicología de los imperios coloniales, la superioridad de las culturas occidentales o las relaciones entre periferia y metrópolis (un descubrimiento arqueológico dentro de la novela desmonta de repente un montón de asunciones previas, por ejemplo). Es decir, una novela completa, repleta de ideas y argumentos, pero no por ello menos entretenida ni brillante.
Y otra cosa, para terminar: También tiene una de las más hermosa historias jamás escritas de no-amor juvenil, una ironía suprema sobre el arte de la narrativa y sus preconcepciones hecha por un genio de la misma.
Que la disfruten.

Nación

Terry Pratchett

Traducción de Miguel Antón

Scyla Editores (Timun Mas)

ISBN 978-84-480-3838-0

Comprar en Casa del Libro

Leave a Comment

You can use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Previous post:

Next post: